HMD está consiguiendo que recupere la fe en la vuelta de la antigua Nokia


Nokia

El mercado móvil de hace no tantos años era muy distinto al que tenemos ahora. Nokia estaba en la cima con Symbian, mirando al resto de fabricantes por encima del hombro, y había marcas como Siemens, Philips, Ericsson o Alcatel que se llevaban su pellizco en ventas. Poco a poco, fueron desapareciendo ante la transformación provocada por la era de los smartphones, pero algunas han tratado de regresar, de volver a subirse a la ola.

El regreso de Nokia, anunciado el pasado año, provocó un par de sensaciones bastante contrapuestas. La primera era ilusión ante el regreso del que una vez fue el Rey, con mayúsculas, pero la otra era escepticismo. No era la primera ni la última marca que quería volver en forma de chapas y con la ayuda de fábricas en China, subidas a Android. La propia Alcatel es un ejemplo de esto, y su regreso ha distado de ser triunfal. Pero los últimos movimientos de HMD están haciendo que recupere poco a poco la fe.

El temor ante la vuelta de un clon

Nokia 3, Nokia 5 y Nokia 6

El anuncio del regreso de Nokia se producía a través de una licencia. HMD, también finlandeses, se haría cargo de la fabricación y distribución de smartphones con la marca. Como está haciendo TCL con BlackBerry o con la anteriormente citada Alcatel. El temor de encontrarnos móviles clónicos que tratasen de aprovechar la marca pero sin ningún aporte se avivaba.

Se anunciaron entonces los primeros teléfonos Nokia, con características bastante comunes que hacían presagiar que tendríamos una pequeña familia de clones que bien podrían estar firmados por otras marcas cualesquiera. En Android es difícil diferenciarse salvo que recurras a una capa personalizada, pero Nokia quería crear una suerte de Nexus, una apuesta interesante que sin embargo no ha funcionado demasiado bien en otros lares.

Los primeros teléfonos no emocionaron y el 3310 dividió a la prensa especializada

Entonces llegó otro pequeño bombazo en forma de noticia y de nuevo terminal, aunque con una estrategia que hizo que muchos medios se escamasen. El retorno del Nokia 3310 se anunció a bombo y platillo y todos, incluido Xataka Móvil, corrimos a propagar a los cuatro vientos que Nokia decidía revivir uno de sus terminales míticos, un histórico en toda regla.

Pero este regreso llegó acompañado del rumor sobre la resurrección de otros modelos del pasado, y todo se volvió más gris. ¿La nueva Nokia iba a estar formada por terminales clónicos y por modelos remozados del pasado? No pintaba demasiado bien, aunque las últimas noticias nos han hecho pensar que todo ha sido una estrategia para resurgir, y que las cosas pueden cambiar muy pronto.

Las claves de la futura Nokia

Nokia Xiaomi

El primer dato que nos lleva a recuperar la fe en Nokia viene a través de las actualizaciones. Los finlandeses han prometido actualizaciones a tiempo, un detalle que no es nimio. Si echamos un vistazo al tiempo que vienen tardando los distintos fabricantes en liberar las nuevas versiones de Android para sus terminales, que un fabricante prometa ser puntual no es poco.

De hecho, este gesto no tardó en recordarnos a Motorola, también resurgida en manos de Google, con Android a bordo, y posteriormente integrada en el catálogo de Lenovo. El Moto G prometió actualizaciones puntuales y una de sus versiones logró incluso adelantarse a los propios Nexus. Si Nokia es capaz de conseguir eso, y parece que ya lo está logrando, puede subir muchos enteros.

Otro detalle ha sido el acuerdo firmado con Xiaomi a varios niveles. Entre cesiones de patentes y futuros usos de los procesadores de Xiaomi, Nokia se ha asegurado un par de características futuras: crecer en China de la mano de una marca local y diferenciación, pues por el momento sólo Xiaomi monta sus propios procesadores. Los Surge S1 llegarán en un futuro Nokia y ésta ya se parecerá un poco menos al resto del mercado.

Hmd Zeiss

Lo último tiene que ver con la fotografía, y es la vuelta de Carl Zeiss. El fabricante alemán de lentes tuvo durante mucho tiempo una relación estrecha con Nokia, y sus cristales llegaban en cada teléfono de gama alta de los finlandeses. Ahora HMD ha sellado de nuevo un acuerdo. Ambas empresas explorarán caminos para hacer que la fotografía evolucione pero, sobre todo, se venderán y comprarán las lentes de la compañía.

En un mercado como el actual, en el que la fotografía tiene tanto peso, lograr sellar un acuerdo con uno de los fabricantes de lentes más reputados es sin duda todo un avance. Recordemos que Huawei está haciendo algo parecido con Leica. Recurrir a marcas históricas de la fotografía para adherirlas a la telefonía móvil comienza a ser tendencia, y Nokia promete, desde ya, lentes de calidad en sus principales teléfonos.

En la diferenciación está la clave

Nokia

Así que poco a poco, sin prisa pero sin pausa, Nokia parece estar colocando baldosas para iniciar un camino distinto al del mercado de clones chinos con Android. Actualizaciones Nexus-like, ganar peso en China con una alianza y no en solitario, adentrarse en los terrenos de la realidad aumentada, la realidad virtual y la inteligencia artificial y, por supuesto, ganar peso en el apartado fotográfico.

Será muy complejo que Nokia vuelva a ser el gigante que fue en su momento. Samsung no va a poner fácil que ningún fabricante le robe el puesto y otros como Huawei, Oppo y Vivo crecen a un ritmo que les aleja mucho de la actual Nokia. Y en la esquina contraria, Apple mantendrá su cuota de usuarios con iOS, estable a lo largo del tiempo, fieles ganados con esfuerzo.

Poco a poco miro a esta Nokia con otros ojos y pienso que puede hacer algo grande en el futuro

Pero el temor a que Nokia se convierta en un fabricante más, sin nada especial, se va disipando. Poco a poco miro a esta Nokia con otros ojos y pienso que puede hacer algo grande en el futuro. Si consigue resistir ante las adversidades que seguro tendrá que enfrentar, y no acaba en manos de un tercero como pasó con Motorola, puede que volvamos a ver una Nokia fuerte, y que no tardemos demasiado en hacerlo.

Si Nokia quiere volver a ser importante hará bien en copiar, adaptándolo todo a su personalidad, los comportamientos de su competencia más exitosa. Ser veloz en las actualizaciones parece conseguido, ahora sólo resta un catálogo completo, buen trato con el cliente, llevar la experiencia a lo más alto y, sobre todo, ser distinto. Poco a poco y cuidado, los pasos en falso se pagan caros a día de hoy.

En Xataka Móvil | ¿Qué fue de Symbian?

También te recomendamos


Un posible Nokia 8 con doble cámara trasera aparece en un vídeo filtrado


Los nuevos Nokia, incluido el 3310, no llegarán a Europa hasta finales de mayo, como mínimo


Atacando en LoL con cabeza: ¿por qué escoger Ability Power para ganar la partida?


La noticia

HMD está consiguiendo que recupere la fe en la vuelta de la antigua Nokia

fue publicada originalmente en

Xataka Móvil

por
Samuel Fernández

.


Leer más: Xataka Móvil | Autor: Samuel Fernández

¿Cuál es tu reacción?

Jajaja Jajaja
0
Jajaja
Genial Genial
0
Genial
Falló Falló
0
Falló
Lindo Lindo
0
Lindo
Oh mi Dios Oh mi Dios
0
Oh mi Dios
¿Qué rayos? ¿Qué rayos?
0
¿Qué rayos?
Triste Triste
0
Triste

log in

reset password

Volver a
log in